martes, 18 de septiembre de 2018

~ Panecillos de viena integrales ~

La verdad es que el verano no ha impedido que dejara de usar el horno o que lo usara menos.
Mis pruebas con las masas han seguido, es más , diría que he aumentado la frecuencia y la variedad. 
Estos panecillos, son una de las masas que más me han gustado en cuanto a panecillos se refiere.
Han salido blanditos, sabrosos y acompañados de algún embutido, queso, o mermelada, están deliciosos.

Necesitamos ;
  • 900 gr de harina integral 
  • 2 huevos 
  • 50 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de azúcar 
  • 1 cucharadita de sal 
  • 400  ml de leche
  • 30 gr de levadura fresca 
Ponemos la harina en un bol grande en  forma de volcán, hacemos un agujero en el centro donde vertemos la levadura diluida con la leche. Añadimos el azúcar, la sal, la mantequilla y los huevos batidos como para tortilla. Una vez esté unida la masa, podemos sacarla del bol para seguir amasando sobre una superficie limpia. Amasamos hasta conseguir ligar la masa y que nos quede fina. No ha de quedar ni muy blanda ni muy dura, añadiremos si hace falta más harina o un poco más de leche. Dejamos reposar tapado una hora. Pasado este tiempo, volvemos a amasar y formamos los panecillos. Los colocamos en una placa para el horno, teniendo cuidado de dejar separación ya que crecen. Dejamos reposar otra vez tapado durante una hora o el tiempo que requiera hasta que doblen su volumen. Calentamos el horno a 180º y cocemos los panecillos durante aproximadamente 30 minutos o hasta que la superficie quede algo doradita.


                                   
         Fijaos lo que crecen en menos de 1 hora en verano
                                    


Origen de la receta ; casera.

2 comentarios:

  1. Quan tengui una estona els provaré de fer! Segur que són ben bons. Ja t'enviaré sa foto

    ResponderEliminar